Bralettes, bodies y corsés se cuelan en las tendencias bridal

/ Blog/ No hay comentarios

La última temporada bridal viene con una tendencia donde la protagonistas es la lencería femenina. La lencería nupcial rompió sus propias limitantes y en la actualidad se funde en los vestidos de novia, dejando a la vista unas prendas que antes quedaban relegadas a la más estricta intimidad. Con diferentes apuestas, te presentamos los vestidos más destacados.

Efecto naked:

Esta tendencia busca hacer que las novias saquen a la luz su lado más sensual. Una de las fórmulas más recurrentes hoy en día consiste en insinuar a través de faldas de tul estilo retro. Este tipo de prendas lenceras, que cubren todo el abdomen hasta la cintura, reaparecieron por la puerta grande hace un par de temporadas gracias a firmas como Dior.

Indal Dior

Street-style:

Según la revista Hola, ahora estos corpiños lenceros se integran en los vestidos de novia sin miedo a resultar demasiado sensuales, ya que se contrarrestan con detalles románticos como bordados de encaje, tejidos de plumeti o grandes lazadas de tul sobre los hombros a modo de tirantes.

Si quieres llevar un vestido de corte princesa, con cuerpo ceñido y falda con volumen, es aconsejable elegir un corpiño o un bustier. Son prendas rígidas que incorporan efecto moldeado, potenciarán tus curvas se fundirán sin problema con esta peculiar silueta de contrastes entre la parte de arriba y la parte de abajo. Sin embargo, lo que antes se utilizaba a modo de lencería, ahora se muestra en todo su esplendor. Lucir un bustier tiene la ventaja de su efecto liberador, ya que el vestido por sí solo hace las veces de ropa interior.